Vendas Calientes y Frías

Las vendas frías son un tratamiento de reafirmación corporal, es utilizado para tratar problemas circulatorios, reducir medidas y tratar con la celulitis.

Las vendas elásticas se impregnan con un gel criógeno cuya función es disminuir la temperatura de la piel por debajo de los 37 grados, llevándolo a unos 4 grados menos aproximadamente, aumentando la irrigación sanguinea en la zona a tratar y metabolizando tejido adiposo, es decir, quemar grasa para mantener la temperatura normal.

Una vez que la piel fue expuesta al frío se siente lisa y tonificada. Ayuda también a obtener un mejor drenaje linfático.