Peelings Químicos (recambio celular)

El peeling químico es un tratamiento no quirúrgico, cuyo efecto inmediato consiste en la eliminación de una parte del cutis más o menos profunda, según el tipo de ácido utilizado, así como un efecto tardío de regeneración de la piel, renovando la matriz dérmica y dejándola sin determinados defectos estéticos como manchas, arrugas… 

¿Qué ventajas ofrece?

    ●  Puede realizarse en la época otoño/invierno, en cualquier tipo de piel y en cualquier parte del cuerpo.

    ●  Es rápido, simple e indoloro.

    ●  No precisa anestesia general ni ingreso en clínica.

    ●  Un cutis más luminoso, uniforme, compacto y elástico.

¿Quiénes puede beneficiarse?

Son candidatos quienes presenten un envejecimiento facial debido a la exposición solar, hipercromías (manchas), acné, queratosis, flacidez cutánea, pequeñas arrugas, estrías, cicatrices, poros abiertos…

¿Cuándo está contraindicado?

    ●  Si se ha realizado una intervención quirúrgica en la zona a tratar y no han transcurrido al menos cuatro meses.

    ●  Si existen determinadas patologías, razón por la cual su médico deberá realizar una historia clínica previa.

    ●  Si se ha realizado un tratamiento conectivo y no han transcurrido al menos cuatro semanas.